El objetivo de esta serie de blogs es mostrar la obra de los arquitectos que hicieron monumental Buenos Aires, en forma integral, más allá de sus obras más famosas, conocerlas y luchar por preservarlas. Y si fueron demolidas, tomar conciencia del patrimonio perdido. Es un catálogo de obras en la web, al alcance de todos los interesados.
Forma parte de una red de rescate del patrimonio construído por el Bicentenario.
CONTACTO:

sábado, 1 de marzo de 2008

Arquitecto Francesco Terencio Gianotti / Prov. de Buenos Aires / Las Armas / Refacción de la Estancia de Samuel Ortiz Basualdo, tras ser destruida por un incendio.

 circa 1905
fuente fotos:

foto actual




Fuente: Foto extraída del libro "Francisco Gianotti - Del art nouveau al racionalismo en la argentina"

Una de las estancias más impactantes de la Argentina, un incendio la arrasó y fue Gianotti quien la reconstruyó con un aire racionalista-funcionalista. desconozco su proyectista primitivo.
La estancia Las Armas, es un viejo poblamiento del Partido de Ayacucho, ubicada en el deslinde de los Partidos de Mar Chiquita y Maipú, cuando estas jurisdicciones no existían. Inicialmente, la posesión que originó este establecimiento abarcaba 13 leguas cuadradas en el antiguo partido de Tandil. Era un terreno de forma rectangular adjudicado en condominio a Manuel Ortiz Basualdo y Mariano Miró quienes formaron una estancia para la cría del ganado mayor. La llamaron “Pozo del Fuego”, porque su caserío fue levantado junto a la laguna del mismo nombre ubicada en el área del campo. Alrededor de 1862 esta propiedad se dividió en tres secciones paralelas, una de las cuales fue vendida a Benjamín Zubiaurre, importante ganadero que ya estaba establecido en la región. La parte central con las instalaciones primigenias y la laguna del Pozo del Fuego quedó para Mariano Miró y la otra división para Manuel Ortiz Basualdo, quien hizo su propia estancia. Ésta se llamó “Las Armas”, nombre de otra laguna que había en el área de la gran propiedad. El origen de este toponímico se refiere a un enterratorio de armas descubierto en una de sus orillas, cuyas características datan del siglo 19.Samuel Ortiz Basualdo falleció en 1945 y treinta y tres años después, muy anciana, desapareció Doña Magdalena Castro, quedando esta estancia con 2.000 has, para su hijo Manuel Ortiz Basualdo, ya fallecido, casado con María Teresa Canale, quienes tuvieron tres hijos; Samuel, Manuel y María Teresa, la quinta generación dueña de estas tierras, jóvenes estancieros con profunda vocación y cariño por las cosas del campo.(De Historia de estancia Las Armas por Yuyú Guzmán) Ortiz Basualdo erigió una capilla-escuela en 1898, para eneseñar a los niños de la zona y los empleados de la estancia, que fue demolida.
Tampoco sé el proyectista original y si es el mismo del casco.




Notas periodisticas con la historia:


2 comentarios:

Angelica Labiano dijo...

Estimado Sr, lo que muestra ud no es dinero que se acuñaba en las estancias, es simplemente una lata de esquila.

Anónimo dijo...

Estimado Sr, lo que muestra Ud no es dinero, es simplemente una lata de esquila.